Uso de cookies

Utilizamos cookies propias de sesión, conforme a nuestra política de cookies. Si continúas navegando, aceptas su uso.

  • Carrero, Natalia

  • Yo misma, supongo

    Yo misma, supongo

    Narrativa
    Isbn: 9788494489112
    Editorial: Rata
    Colección: None
    Fecha: 10 / 2016
    Precio: 18.00 €
    Fuera de stock

    La vida de Valentina Cruz ha estado marcada siempre por un sentimiento de no pertenencia a su entorno. No encajaba en su familia barcelonesa dominada por la figura de un padre déspota con el que fue imposible el más mínimo vínculo afectivo. No encaja en el barrio madrileño donde vive ahora, superficial y vacío, y una vida social que no le aporta nada. No encaja en la cultura oficial, que encumbra la literatura fácil y desarma el valor subversivo de la buena literatura. Encaja a duras penas con su familia, su marido y sus hijas, pero es un encaje logrado a golpe de equilibrios, estrategia, sometimiento y renuncias. Valentina Cruz busca en la literatura la autenticidad que la vida le niega, se encara a la escritura como a un espejo roto que le devuelve sus heridas, se entrega a la lectura exigente, a la que requiere esfuerzo, a la que lo cuestiona todo. Ahí es donde busca su espacio, un lugar incómodo pero el único en el que logra sobrevivir....
  • Vistas olímpicas

    Vistas olímpicas

    Narrativa
    Isbn: 9788483812648
    Editorial: Lengua de Trapo
    Colección: Episodios Nacionales
    Fecha: 05 / 2021
    Precio: 13.85 €

    «Experimenté mi primer brote el mismo día a la hora del crepúsculo en el que detonó la noticia: los Juegos Olímpicos de 1992 se celebrarían en la ciudad que me había visto nacer y crecer un poco del revés, para qué negarlo, pues de mí asomaron a la vida primero los pies y el silencio.». En Vistas olímpicas encontramos una narradora que, a pesar de sus tendencias escapistas y su instinto suicida, se detiene a enseñarnos el álbum de la familia de la Barcelona Olímpica: michelines en las playas y pechos operados en la tele; la última paella en Ca La Mari y aplausos febriles para la Caballé; barracas tachadas del mapa y Cobi impreso en la toalla. Es la crónica de un subidón comprado a plazos, el inventario de un país donde todos seríamos amigos para siempre nonaino naino nainoná.